Visitas a la página totales

Buscar en este blog sobre

jueves, 22 de diciembre de 2016

Volkswagen Jetta GLI MK6 2014 - Parte 2 - Conducción, interior, equipamiento de seguridad y los diferenciales.


La avenida circunvalar estaba completamente vacía como era de esperarse un domingo bien entrada la noche, esperaba en el semáforo cuando mi acompañante pregunta: "¿quiere probar el launch control?", antes que pudiera responder ya estaba desactivando el Control Electrónico de Tracción y yo había puesto la caja en modo Sport, pié izquierdo presionando el freno y el derecho sobre el acelerador, en este momento el turbocompresor del EA888 ya tenía suficiente boost y cuando el semáforo cambió a verde el GLI pasó de tener un temperamento tranquilo a ser todo un sedán deportivo.

Dos líneas negras quedaron pintadas en la calle indicando que me excedí un poco con el acelerador, el launch control "prepara" el carro para arrancar con la mayor aceleración posible pero al final es uno quien debe dosificar el acelerador dependiendo de la adherencia disponible, unos segundos después ya estaba en el límite de velocidad permisible por esa vía y Autos en Colombia no promueve la conducción peligrosa, así que fue momento de reducir la velocidad solo para volver a intentar un segundo arranque esta vez modulando mejor el acelerador (en ese momento ni si quiera había "ladrones rompe-vidrios" por la Circunvalar).


Conducción.
Las razones para escoger un vehículo varían de persona a persona, hay quienes lo hacen por su diseño exterior, porque parece una "camioneta", por los acabados interiores, por la calidad, por la seguridad o inclusive por la "pantallita", si yo tuviera que elegir una sola razón para escoger al GLI sería por su conducción, este es un carro cómodo a pesar de tener una suspensión con orientación más hacia el lado deportivo, el perfil de la llanta 225/45 R17 es ideal para vías en buen estado y uno que otro hueco no muy profundo sin que el costado de la llanta termine rompiéndose, pero al momento de exigir en curvas este es un carro bastante neutral y la cantidad de ayudas electrónicas para evitar que perdamos el control no son nada intrusivas sino que al contrario permiten pasar a bastante velocidad con un extenso margen de seguridad, al menos en lo que cabe esperar de una conducción deportiva pero responsable en carretera.